¿Por qué Restauración de Suelos?

La creciente necesidad de sanear nuestro ecosistema para poder ofrecer a nuestros hijos un medioambiente limpio, aunado a la exigencia por parte de las autoridades con la publicación de la norma NOM-138-SEMARNAT que establece límites máximos permisibles de contaminantes en el suelo, subsuelo y acuifero nos permiten ofrecer soluciones integrales con la confianza y experiencia que ATS Meridian de México, S.A. de C.V. posee.

Para la restauración de suelos, nuestra empresa emplea diversas tecnologías de acuerdo a las características del sitio, derivadas de estudios previos para así proponer la más adecuada y viable (técnica y económicamente).


Las tecnologías más utilizadas en las estaciones de servicio son:
  • Bioremediación
  • Bioventeo
ALGUNOS MÉTODOS PARA LA RESTAURACIÓN DE SUELOS
REMEDIACIÓN DE SUELO IN-SITU Y REMEDIACIÓN DE SUELO EX-SITU.

La remediación del suelo contaminado con hidrocarburos In-Situ o en el sitio es recomendable cuando por razones de trabajo y por acuerdo a las Autoridades después de haber revisado concienzudamente las instalaciones, la estación se mantiene en operación pero se conoce perfectamente la ubicación, la extensión y el desplazamiento de la pluma contaminante en el subsuelo; mediante un estudio de caracterización del subsuelo o estudio de primer nivel. La remediación del suelo In-Situ se puede llevar acabo por métodos físico- Químicos o por Bioremediación según sean las necesidades y las características del predio por sanear y considerando el costo benéfico de la obra. Las técnicas ex situ se utilizan para tratar contaminaciones que no se pueden eliminar eficientemente in situ, ya sea porque la sustancia no se puede degradar o por las características del suelo contaminado, o bien porque el tratamiento se deba terminar en un lapso relativamente corto. Se extrae el suelo contaminado y se le somete a tratamientos que pueden ser en fase semisólida o en fase sólida. En el primer caso se prepara un lodo fluido agregando agua, nutrimentos y cultivos densos de microorganismos. El tratamiento se hace en bioreactores aireados y agitados en condiciones controladas.

BIOVENTÉO
El sistema de Bioventéo se puede dividir en dos etapas, por un lado la inyección forzada de aire al sitio contaminante y la extracción forzada de los vapores del mismo.
BIORESTAURACIÓN

También se le conoce con el nombre de "medidas biocorrectivas". Consisten en el uso de microorganismos para degradar las substancias tóxicas, de ser posible, convirtiéndolas en bióxido de carbono, agua y sales minerales inocuas.
Los microorganismos normalmente utilizan los compuestos orgánicos tóxicos como fuente de carbono, aunque existen procesos basados en la degradación sintrófica de los tóxicos.
En la degradación sintrófica, también denominada cometabolismo, el microorganismo no utiliza el compuesto tóxico ni como fuente de carbono ni como fuente de energía, sino que obtiene ambos a partir de otras substancias.

EXTRACCIÓN DE VAPORES

Es el procedimiento de desarrollo reciente que más se ha utilizado en la eliminación de compuestos orgánicos volátiles en sitios. Frecuentemente la extracción de vapores se combina con biodegradación de tal manera que, los tóxicos al ir ascendiendo por el suelo en la zona no saturada de humedad, se encuentran con condiciones que favorecen la degradación aeróbica de los compuestos orgánicos. Esto se logra disminuyendo la velocidad de aireación para que los vapores tengan un tiempo de residencia lo suficientemente largo, como para que alcancen a degradarse antes de llegar a los tubos de salida. En este caso al procedimiento se le denomina bioventeo. Este procedimiento se utiliza en la eliminación de derrames de combustibles (hidrocarburos) y se está haciendo investigación para ampliar su uso en procesos cometabólicos como, en la eliminación de compuestos clorados volátiles con cultivos de metanotrofos y amoniaco-oxidantes.

BIORESTAURACIÓN IN SITU

Consiste, en modificar las condiciones fisicoquímicas en la zona contaminada para que se incremente, tanto el número de microorganismos capaces de degradar los tóxicos presentes, como su tasa metabólica. El propósito es incrementar la velocidad de degradación de los tóxicos.

Las ventajas principales de estos procesos son:

  • No producen polvos tóxicos durante el proceso de limpieza, porque no se tiene que excavar y desplazar el suelo contaminado
  • Se pueden tratar grandes cantidades de tierra a la vez.

La desventaja principal es:


  • Que el tratamiento in situ es más lento que los procesos ex situ y pueden durar varios años en el caso de compuestos que se biodegradan muy lentamente.
  • No se pueden aplicar en suelos muy estratificados y arcillosos debido a que estas condiciones no favorecen la buena distribución del aire en toda la zona contaminada.

INYECCIÓN DE AIRE

La técnica del bioventing ó bioventeo, es un tratamiento de biorrecuperación de tipo "in situ", consistente en la ventilación forzada del suelo mediante la inyección a presión de oxígeno (aire) en la zona no saturada del suelo a través de pozos de inyección. Para acelerar la eliminación de los compuestos menos volátiles, se ha tratado el incremento de la temperatura de la zona contaminada, inyectando aire caliente y/o vapor, utilizando microondas o introduciendo electrodos y aplicando una corriente eléctrica. También se ha experimentado con la extracción simultánea de vapores y aguas contaminadas para hacer su tratamiento en la superficie. La extracción de vapores se puede usar para tratar tanto suelos como acuíferos contaminados con compuestos orgánicos volátiles y semivolátiles. Se tratan mejor los sitios con suelos porosos.

Debido a la aireación del suelo se va a favorecer la degradación de los hidrocarburos por dos motivos: por volatilización, facilitando la migración de la fase volátil de los contaminantes, y por biodegradación, ya que al incrementar la oxigenación del suelo se van a estimular la actividad bacteriana.
Los factores a tener en cuenta en la aplicación del bioventeo o inyección de aire natural son:

  • Se degradarán más fácilmente las moléculas más pequeñas (hasta C20), siendo más fácilmente biodegradables los compuestos parafinados o de cadena lineal que los compuestos aromáticos.
  • En general, son favorables los compuestos de alta volatilidad (presión de vapor mayor de 10 mm de Hg. a 20ºC).
  • Los suelos deben contener bajos contenidos en arcilla y ser lo más homogéneamente posible, con un valor de permeabilidad al aire adecuado (> 10-10 cm2).
  • El principal problema es la biodisponibilidad de los microorganismos. Cuanto menor es la solubilidad de los contaminantes menor será la biodisponibilidad.
  • Los aportes de oxígeno deben ser suficientes, así como la existencia de fuentes de carbono, 
 aceptores de electrones y energía suficientes.
  • No debe existir de producto libre en flotación sobre el nivel freático.
  • Deben existir unas condiciones óptimas de pH (6 y 8), de humedad (12-30% en peso), potencial redox mayor de -50 mV, temperatura entre 0 y 40 ºC y los nutrientes del suelo en relación N:P de 10:1.
  • Necesidad de tiempos de actuación cortos (meses) y coste medio-alto.
^ Subir